¿Qué es el eccema y qué sintomatología presenta?

El eccema es un trastorno cutáneo que se manifiesta a través del enrojecimiento e inflamación de ciertas áreas de la piel. Asimismo, el picor es uno de los principales síntomas de esta condición de salud también conocida como dermatitis atópica, y que se encuentra asociada a reacciones alérgicas de la piel.

La dermatitis atópica es una particular reacción que puede ser generada por el contacto de la piel con bacterias, sustancias irritantes y alérgenos. Los estudios médicos han determinado que el eccema tiene su origen en una variación genética que influye negativamente en la capacidad de protección de la piel ante factores externos.

Síntomas del eccema

Las personas con dermatitis atópica se caracterizan por presentar importantes irritaciones en la piel debido a sus mayores niveles de sensibilidad ante diversos alérgenos e irritantes. Aunque las causas del eccema pueden variar con relación a los factores ambientales, la herencia genética es la principal causa de la deficiencia proteínica que afecta la protección de la piel.

¿Cuáles son los síntomas del eccema?

Dependiendo de la persona y las causas externas o hereditarias que hayan generado el eccema, este trastorno cutáneo puede presentarse a través de múltiples síntomas. Por supuesto, el denominador común tiende a ser la picazón, el enrojecimiento de la piel, así como el inicio de un proceso descamativo.

En este sentido, entre los síntomas más comunes del eccema se encuentran los siguientes puntos:

  • Resequedad en la piel.
  • Frecuente picazón que puede variar en intensidad.
  • Aparición de una serie de manchas de color rojo en diversas áreas del cuerpo. La ubicación de las manchas puede variar dependiendo de las causas del eccema.
  • Inflamación en la piel, así como una mayor sensibilidad debido a la creciente picazón y el frecuente rascado.
  • La descamación cutánea, es decir, la aparición de escamas en la piel y su aspecto agrietado.
  • Engrosamiento de la piel.
  • Formación de protuberancias que tienden a supurar líquido.

Estos son algunos de los principales síntomas que pueden ser originados por los diferentes tipos de eccemas. Como se ha destacado anteriormente, los síntomas de los eccemas se encuentran determinados por el origen del trastorno cutáneo. Por otra parte, es importante señalar que las lesiones causadas por el frecuente rascado ante el intenso picor de la piel se suelen considerar como uno de los síntomas más comunes.

Orígenes de los eccemas en la piel

El contacto con una sustancia irritante o alérgenos pueden originar un eccema en un área determinada de la piel. Asimismo, las personas que sufren de dermatitis atópica pueden presentar eccemas en diversas áreas de la piel sin la necesidad del contacto previo con sustancias externas.

Qué es el eccema

La dermatitis atópica es uno de los orígenes más frecuentes de los eccemas. Sin embargo, la reacción inflamatoria puede ser originada producto de un efecto alérgico provocado por sustancias como níquel, cobalto, cromo, parafenilendiamina, etc.

Asimismo, los eccemas pueden ser originados por contactos irritativos con sustancias como los productos químicos utilizados para la limpieza doméstica. Sustancias como el cloro, la lejía o el desengrasante tienen la capacidad de eliminar el manto ácido-graso que recubre y protege la piel.

Sin duda, una persona que haya sido diagnosticada con dermatitis atópica posee una mayor vulnerabilidad ante las causas anteriormente mencionadas. Por ello, cuando se empiezan a notar eccemas en la piel, es necesario acudir a un centro médico para determinar el origen del enrojecimiento e iniciar el tratamiento indicado para ello.

Ir arriba
¡Bienvenido a Foot&Body!

Consigue tu 5% de descuento*

¿Cómo nos has conocido?:*

*Oferta no acumulable a otras en vigor. Sólo se puede usar UNA VEZ por persona.